3 de octubre de 2019

MIS DOS HIJAS

Ayer llevé
a las dos hijas
que nunca tuve
al pediatra de urgencias.
El pediatra es
una máquina gigante
de cocacolas
que hace los diagnósticos.
Primero pasó
la hija mayor
que nunca tuve.
Echó una moneda
y luego explotó.
Después la hija pequeña
que nunca tuve.
Moneda y explosión.
Antes de irme
una planta/enfermera
me consoló diciéndome
que algún día tenían que morir.
Más calmado salí a la calle.
Entonces te llamé, Eulalia.
Nunca nos hemos visto
pero te dejé un mensaje de voz
diciéndote que no, 
que no iría a nuestra primera cita.
Que esa galaxia queda muy lejos.
Y que para tener hijas
que mueran antes que yo
prefiero dar paseos solitarios
por los resplandecientes alrededores de Orión.

57 comentarios:

  1. Las vistas desde Orión son magníficas.
    Besitos!

    ResponderEliminar
  2. Cuando leí el título pensé: ufffffffffff ahora hijas, que futuro les depara....... luego al ver los hechos, concluí "pobre máquina de coca cola"... es broma...........venga torito: hace que sea niño y niña?¿ jajajjajaj un abrazo. con parto múltiple tienes más vacaciones, que lo sepas....jajajjaj

    ResponderEliminar
  3. Hoy voló tu imaginación, no sé si a Orión, pero lejos Xavi.

    Besos.

    ResponderEliminar

  4. ¡Otra vez! Estoy disfrutando mucho con tus poemas. Éste también es una pasada.
    Tal vez sólo sea mi sensación, pero pienso que los poemas de los últimos días son de otro nivel, como cuando en los videojuegos pasas de etapa. Son más difíciles, más poderosos, más bonitos... eso, otro nivel.

    Te admiro, Xavi

    Besos

    ResponderEliminar
  5. Eulalia, la imposible e inexistente, tendrá que buscarse otro amante que sí de tener hijos, o hijas.

    Es una galaxia que hay que mirar cada vez de más lejos. Un beso

    ResponderEliminar
  6. Igual alguna amiga de Terremoto le hace "padre", hay gente desprendida........... en fin. En serio. ciao

    ResponderEliminar
  7. En Orión comprenden mejor las explosiones antes de tiempo.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  8. Saluda a Betelgeuse,hace tiempo que no voy...

    Un beso de Rachael.

    ResponderEliminar
  9. Mis dos hijos, esos que nunca llegaron a nacer, se evitaron tener que cansarse de caminar y caminar con el único destino de morir.

    Besos.

    ResponderEliminar
  10. Produce cierto desasosiego leerte. Conviertes la irrealidad en un sueño que se hace muy presente.

    Coincido con Alís en que tus últimos poemas son muy buenos, muestran gran lucidez.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  11. No veo que hayas introducido la entrada como "saga" que pena... con lo que me iba a reir........ yo te los llevo a la guardería......... mientras apruebo y no aggggggggggggggggg. adiós.

    si hay votación yo digo niño y niña, luego ya el color, las antenas y demás...... a tú elección. uffffffff me voy me voy

    ResponderEliminar
  12. Respuestas
    1. Mira tú por donde... que me hiciste recordar a Francisco de Borja que también juró no servir a quien pudiera morir ( antes que él ) .. Y casualmente, hoy 3 de octubre, se celebra su onomástica

      Eliminar
    2. Las mías murieron al nacer. Las dos. Cuando cada vez me comunicaron que había sido varón.

      Eliminar
  13. jajajajja.......... olala....omito comentario.

    un abrazo

    ResponderEliminar
  14. Disfruta los paisajes de Orión. Sabes? Cuando vaya a coger una cocacola (no suelo, pero...), me voy a acodar de ti y voy a temer que el artefacto explote. Anda que tu imaginación vuela y vuela y a mí me encanta.
    Besicos muchos.

    ResponderEliminar
  15. Sí, desde luego es para pensárselo bien.
    El poema me atrapó y me quedé dándole vueltas :)

    Bss.

    ResponderEliminar
  16. Hola Toro, bello poema el de la derecha. Realmente podemos escribir o leer un poema y acoplarlo a cualquier persona que queramos mucho aunque en ninguno de los versos se haga ninguna mención.

    A veces la vida es muy injusta y hay madres y padres que sufren mucho al ver morir antes a sus hij@s de irse ellos.
    Pero esto es algo que no podemos controlar. Supongo que cuando sucede la mitad del corazón de esos padres queda roto de por vida.
    Abrazossssss

    ResponderEliminar
  17. No se por qué me has recordado la canción Saturno de Alborán...
    "En Saturno viven los hijos que nunca tuvimos,
    en Plutón aún se oyen gritos de amor..."
    Preciosa letra
    Intenso tu poema.
    Y como ya te han escrito, definitivamente, te superas cada nivel
    Un beso Toro!

    ResponderEliminar
  18. Al principio del poema pensé, a este hombre se le fué la olla por completo.

    ResponderEliminar
  19. Yo también lo pienso: el tener hijos que mueran antes que los padres va contra natura. Para eso mejor no tenrlos.
    ¡Ea! empecé sonriendo y al final me puse triste.

    ResponderEliminar
  20. No sé de qué va, pero te quedaste a gustito, eh?
    Te beso, Toro estelar.

    ResponderEliminar
  21. ¿Cómo sería poder ver la vida con antelación y tomar las decisiones según lo que veamos?
    No sé cómo resultaría pero el planteamiento, como ayer, es interesantísimo.

    PD: ¿hace falta una coma antes de "Eulalia"?

    ResponderEliminar
  22. Y el poema cuántico me parece magnífico :)

    ResponderEliminar
  23. Me ha dado pena y risa a la vez.

    Besos

    ResponderEliminar
  24. Que pena para Eulalia.... le rompiste el ❤, con lo lindo que son las primeras citas.... hubieras ido y tendrías a alguien que te consuele...
    un Beso Toro!! 💋

    ResponderEliminar
  25. Bueno, está claro que aparte de las hijas que no existen, tampoco muchas otras cosas :)
    Salud

    ResponderEliminar

  26. Pues ningunas ganas de tener hijos putativos... y más para verlos morir.
    Anda, mira: Como José y Jesús, pero dos y en versión femenina

    Beso... Xavi.
    Y mi mano en tu mano...

    🥀

    ResponderEliminar
  27. Con el título, me he sentido identificada… Y después de leerte, solo he podido aplaudir.
    Poeta de los pies a la cabeza. De esos puros y duros.
    Abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  28. Seguramente esas niñas serían también esas hijas de Eulalia que tampoco llegó a tener, consecuencia de esa relación que nunca tuvo contigo.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  29. Eres único para sacar una sonrisa de principio a fin, Poeta.

    Mil besitos con cariño y muy feliz tarde.

    ResponderEliminar
  30. Este me estremece aunque creo saber a qué se debe, pero tu Poema Cuántico me eleva y me maravilla.Besos***

    ResponderEliminar
  31. Viste las naves ardiendo? Las prendí yo. Por injusto.

    ResponderEliminar
  32. Pues eso, mejor Orion... dónde va a parar! A pesar de la conjura por la perpetuidad de la especie y eso.

    ResponderEliminar
  33. Sin duda, en Orión se debe estar muy bien. :)
    Abrazos!

    ResponderEliminar
  34. Qué bonito "Un poema cuántico". Me ha emocionado completamente. Tal vez sea porque hemos coincidido vibrando en alguna de esas otras realidades, tal vez por eso también me atrevo a decir que no te imagino escribiendo sin el corazón.

    Está claro que no queremos sobrevivir a nuestros hijos, no sé si por miedo o por tranquilidad, pero un paseo tranquilo tampoco está nada mal.
    Un besoabrazado enorme!!

    ResponderEliminar
  35. El poema cuántico es una obra de arte!!Qué belleza.Sigue siempre escribiendo con el corazón.Así salen las mejores "esculturas"
    EN cuanto a las dos hijas,voy a hablar sólo de lo que me asustaria,perder a un hijo es lo más duro que puedo imaginar
    Así que piensa en la canción de AUTE,AL ALBA
    Besucos

    ResponderEliminar
  36. Hola Toro-Galáctico , jamás pensé que te leería un poema de esta clase , veo que es un poco futurista no ? ahora que no se donde lo vi o en que canal pero creo que en china o Japón , creo que ya hay servicios de pediatría en forma de robot , te deseo una feliz noche besos guapo.
    Besos de flor.

    ResponderEliminar
  37. Original y una manera de expresar una dimensión, la de ser padre. Saludos.

    ResponderEliminar
  38. Previsor vale por dos hijas.... punto para el toro

    ResponderEliminar
  39. yo a mis hijos los quiero con locura, pero si volviese a nacer, conmigo se extinguia la raza humana
    bestia

    ResponderEliminar
  40. Me gustaría pasear por esos lares a mi también
    Debe ser un lugar encantador
    Abrazos

    ResponderEliminar
  41. Vaya con tu poema hoy,para pensar,cariños.

    ResponderEliminar
  42. Que triste cuando los hijos mueren antes que los padres. Saludos Toro :=(

    ResponderEliminar
  43. No es ley natural que asi suceda, la vida no debería permitielo.
    Pero no mandamos en nada...
    Besitos Toro

    ResponderEliminar
  44. Imaginación no te falta, menos mal que tus palabras-hijas no mueren, se multiplican. No te agobies, ni por esto, ni por los zombies, no hay remedio. Abrazo

    ResponderEliminar
  45. Hermoso final. La constelación es la más hermosa del cielo. Por acá estamos esperando que empiece a decir presente al atardecer... por ahora sólo en las mañanas.
    Te dejo una canción de un artista uruguayo que puede tener relación con tu poema, te la dejo en la versión de Attaque 77 que es más poderosa:

    https://www.youtube.com/watch?v=opUcn_cMv5I

    Abrazo Toro poeta de las Estrellas!

    ResponderEliminar
  46. Unas hijas especiales... He cogido miedo a las coca- colas, con lo que me gustan a mi...

    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  47. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nacer para morir, vivir para sufrir y, por lo mismo, ¿para qué tener hijas que mueran antes que yo?
      Te dejo un abrazo

      Eliminar
  48. Te has salvado de una demanda inexistente de Eulalia para la pensión de las dos hijas vacas que nunca tuviste.


    Olé Toro

    ResponderEliminar

Vuelvo a moderar los comentarios.
Ha regresado la loca y está peor que nunca.
Dentro de ella viven todos los demonios.