13 de julio de 2024

QUÉ MUNDO TAN LOCO

Seis de la mañana.
Despunta el día.
Chillan enloquecidas
las gaviotas en mi calle.
No sé si tienen hambre
o es un asunto de amores.
Ahora que duermen los borrachos
estas chifladas no dejan de pelear.
Qué mundo tan loco.
No hay un instante de paz.

12 de julio de 2024

JUSTINIANO 309

Justiniano se ha despertado
cantando esta canción
de cuando era muy joven:
"Manda rosas a Sandra
que se va de la ciudad
manda rosas a Sandra
y tal vez se quedará..."
Y se ha acordado de una chica
que le gustaba mucho entonces
y no ha podido resistirse
y ha ido al barrio donde ella vivía
y ha llamado al timbre de la casa
y ha salido una señora
que dice ser aquella que le gustaba
y entonces Justiniano
con una rodilla en tierra
y los brazos extendidos
le ha cantado románticamente la canción
pero la maldita suplantadora
le ha cerrado la puerta en las narices
y entonces Justiniano se ha vuelto a casa
pensando que a Sandra nunca le mandaron rosas
y que tristemente se fue para siempre de la ciudad.

11 de julio de 2024

MIS OJOS DESPIERTOS

En el silencio
de la noche
mis ojos despiertos
van repasando mi vida.
De tristeza en tristeza
de vez en cuando
aparece deshilachado
el eco de alguna alegría.
Malvivo
sin fe
ni esperanza
en el pozo de los días.
En un nicho abandonado
del universo que ya me olvida
donde todo está perdido
y hasta los dioses parecen hormigas.

10 de julio de 2024

ZOOS

Mucha gente
está en contra
de los zoos.
Y protestan.
Y se encadenan.
Y luchan.
Pero yo veo
el metro
y los autobuses
llenos de animales
que apenas pueden moverse.
Tienen mala cara.
Pálidos y ojerosos.
Algunos huelen muy mal.
Y nadie lucha para liberarlos.

9 de julio de 2024

LOS HILOS MUERTOS

Hay hilos muertos
que cuelgan
de los días que ya no son.
Cosas perdidas
que quedaron
a medio acabar
y el círculo no se cerró.
Si las pienso
me resquebrajo.
Da igual.
Ya es tarde para todo.
Se acaba el tiempo
de los ayeres malditos
y el futuro improbable 
hace mucho que presentó
una sentida carta de renuncia.
El presente ríe como un loco
sobre la barandilla de un puente.
Abajo aguarda un vacío devastador.
Tanto, tanto, tanto... para llegar a esto.

8 de julio de 2024

TANTOS MUNDOS

Durante el sueño
visito tantos mundos
que me despierto cansado.
En esas horas inconscientes
viajo por el tiempo y el espacio.
Resucitan los muertos.
Vuelven los abrazos de los amigos.
Las novias sonríen seductoras.
En el trabajo reímos por mil cosas.
Los miedos
bailan con las alegrías
por laberintos insospechados
y todas las emociones son posibles.
Cuando despierto
no queda nada ni nadie.
Sólo esta página en blanco y mi tristeza.

7 de julio de 2024

7 de julio de 2024

7 de julio de 2024.
San Fermín.
Emociones
y recuerdos
me sacuden por dentro.
El joven que fui
aparece de repente.
Me voy de mi ahora
y viajo al lejano pasado.
Viajo muchos años atrás...
7 de julio de 1978.
Pamplona en llamas.
La policía disparando y matando.
El horror vestido de gris.
Marrón con pañuelitos de colores
para las jaurías de perros antidisturbios.
El horror con uniformes y pistolas.
El odio en sus miradas.
La gente indefensa.
Los monstruos sanguinarios
apaleando con porras fascistas.
Mis ojos juveniles
locamente enamorados
de la recepcionista del camping.
Las fiestas suspendidas.
Mis amigos y yo escapando del infierno.
Nos salvaron la vida los jóvenes de una cuadrilla.
Estábamos refugiados en un portal.
Éramos inocentes y confiados.
Los monstruos también venían a por nosotros.
Carreras.
Adrenalina.
Disparos
y más disparos.
Humo.
Fuego.
Gritos.
Sangre.
Al final un barrio lejano y tranquilo.
Mis amigos deciden que hemos de irnos.
Yo me hubiera quedado de por vida en el camping.
Mi corazón roto diciéndole adiós a ella.
Luego llegaron las cartas.
Y el reencuentro.
Y lo imposible por la lejanía.
Han pasado tantos años...
Dejamos atrás Pamplona.
Carretera y aún quedan vacaciones.
Mis amigos y yo en un pueblo de los Pirineos.
El ministro monstruo del interior
mintiendo en televisión sobre lo sucedido.
Estamos en el bar del pueblo.
Me indigno.
Grito y digo que todo es mentira.
Me agarra por la espalda un policía de paisano.
Me amenaza.
Si no me callo me llevará detenido.
El horror está extendido por todo el país.
Nos vamos también de ese pueblo.
Ya no somos los jóvenes que fuimos a los Sanfermines.
Ahora hemos visto lo que es el país.
Estamos en manos de asesinos y de sus monstruosos esbirros.
Volvemos a Barcelona.
Parte de mi corazón se quedó en la recepción del camping.
Días después llega la primera carta.
Dentro del sobre: palabras mágicas y el resto de mi corazón.
Después el anhelado reencuentro.
La magia duró meses y como dije: se murió de injusta lejanía.
Vuelvo a mi ahora.
7 de julio de 2024.
San Fermín.
Barcelona.
No sé nada de aquellos amigos.
De uno tengo el teléfono pero como si no lo tuviera.
De la recepcionista del camping sé algo.
La busqué por internet y la encontré.
Parece que le ha ido muy bien en la vida y me alegro infinito.
Veo por televisión a los jóvenes en Pamplona celebrando las fiestas.
No hay rastro de los monstruos.
Ni del horror de aquellos días de muerto y tantos heridos.
Quisiera creer que el mundo mejora año tras año... pero no estoy seguro.

6 de julio de 2024

GUAYKU 33

Los niños ríen.
Los mayores sollozan.
Vida y muerte.

5 de julio de 2024

JUSTINIANO 308

Justiniano fue ayer
al museo de ciencias naturales
y quedó muy impresionado
por todos los animales disecados
que allí se exhibían
pero tuvo un pequeño problema
cuando estaba observando
a dos señoras mayores
que hacía un buen rato
que permanecían inmóviles
y de repente empezaron a hablar
resultando que no estaban disecadas
y del susto Justiniano las empujó
y se escapó corriendo del museo
y es posible que las señoras revividas
lo estén buscando por las calles de la ciudad.

4 de julio de 2024

MANICOMIO 243

Desde el 1 de julio
un grupo de monitores
pertenecientes a una ONG
que vela por la salud mental
vienen cada día al manicomio
para que los locos jueguen
y se diviertan durante el verano
con diversas actividades
de carácter lúdico/deportivo
y Terremoto Crazy
lo está pasando muy bien
ya que  en lo que va de semana
les ha arañado la cara varias veces
a uno le ha roto la pierna
y a tres les ha fracturado un brazo.

3 de julio de 2024

LOS HERMOSOS LATIDOS

Los busco
en las calles.
Los busco
en los parques.
Los busco
en montañas
y mares.
Los busco
en sueños
y realidades.
Los busco
por todas partes.
Y nada.
Nada de nada.
Dónde están
los hermosos latidos
que tanto me ilusionaban?

2 de julio de 2024

NO CONFÍES

No confíes.
En nada.
En nadie.
Y menos
en aquellos
que te sonríen.

1 de julio de 2024

UNA BUENA CARRERA

Se aleja el tiempo.
Cada día
intento alcanzarlo
pero él va más rápido.
En la persecución
me acompañan
sueños y recuerdos
que se resisten a desaparecer.
En algunos
era el tiempo
el que me perseguía
mientras día tras día
yo descubría universos
con ojos tiernos e ilusionados.
En otros
ya más mayor
el tiempo y yo
íbamos juntos
mirándonos inquietos
con ojos maduros y recelosos
como si desconfiáramos el uno del otro.
Intuyo que pronto dejaré de perseguirlo.
Creo que la meta está cercana
y me resulta imposible darle alcance.
Si lo pienso con calma ha sido una buena carrera.
Quizás en el futuro haya otras que ahora no logro imaginar.

30 de junio de 2024

LA BRUJA DE MIAMI 2

Del puto infierno
han devuelto
a la bruja de Miami.
Ay mi Mami!!!
qué horrorosa es
la bruja maligna de Miami!!!
El diablo lloró
cuando asustado vio
a la bruja de Miami.
Ay mi Mami!!!
qué monstruosa es
la bruja perversa de Miami!!!
Le dio miedo
y muchísimo asco
la bruja de Miami.
Ay mi Mami!!!
qué mugrienta es
la bruja piojosa de Miami!!!
Todos los demonios
echaron a patadas
a la bruja de Miami.
Ay mi Mami!!!
qué repugnante es
la bruja puerca de Miami!!!
Y ahora está por aquí
comida por gusanos locos
la bruja de Miami.
Ay mi Mami!!!
qué asquerosa es
la bruja zombi de Miami!!!

29 de junio de 2024

29 de junio de 2024

29 de junio de 2024.
Aquí.
Tranquilo.
Sin hacer nada especial.
Pasa el tiempo.
Pasa la vida.
Y no sucede nada.
Aquí... ensayando para muerto.

28 de junio de 2024

ENAMORADÍSIMAS

Enamoradísimas las tengo.
Día y noche
suspiran por mí.
Soy el sueño de sus vidas.
Soy la carne de su deseo.
Es entrar en el mar
y todas las medusas
dejan lo que estén haciendo
y arrebatadas de amor
me pican con ardorosa pasión.

27 de junio de 2024

LA BESTIA

La bestia
tiene nombre:
Soledad.
Crece
y crece
sin descanso.
Ahora es temible
y sus zarpazos
de tiempo malherido
son cada vez más letales.

26 de junio de 2024

MANICOMIO 242

Ayer todos los locos
estaban muy malhumorados
porque para comer
había macarrones a la boloñesa
sin el más mínimo trozo de carne
debido a los malditos recortes del presupuesto
pero Terremoto Crazy les alegró el día
cuando acompañado de Francisquito "El Leproso"
fue añadiendo carne en cada uno de los platos.
Y además Francisquito "El Leproso"
también está muy contento
porque camina mucho más rápido
ya que ahora pesa veinte kilos menos.

25 de junio de 2024

AZUL CIELO

En sus ojos
un azul cielo
de hermoso cuento.
En el corazón
la hija del demonio
riendo en el infierno.

24 de junio de 2024

EL TIEMPO SE RESQUEBRAJA

El tiempo se resquebraja.
De todos
me he despedido.
De ninguno con palabras.
De todos con el corazón.
Todos los que fui
nos vamos yendo mudos
a donde ninguno ha de volver.

23 de junio de 2024

23 de junio de 2024

23 de junio de 2024.
Seis y cuarto de la mañana.
Estampa de playa:
Mar encabritado.
Salitre en cada inspiración.
La nada tan hermosa como siempre.
El sol ha salido un minuto
y ha sido devorado
por una legión de nubarrones amenazadores.
Llego al espigón.
Vacío.
Sigo haciendo ejercicio.
Me siento como si fuera el único
que es capaz de madrugar en domingo.
Pero no.
Un hombre con traje de neopreno
está nadando a unos cien metros de la costa.
Mira... uno más loco que yo.
Doy media vuelta y sigo jadeando.
A esta hora y con esta luz tristona
el día aunque sea verano
parece un espejo de otoños deshabitados.
Me gusta la ciudad cuando está dormida.
Esos semáforos que cambian de fase para nadie.
Esas gaviotas que no entienden de festivos.
Esos bancos vacíos que miran el horizonte despoblado.
Sigo atravesando el paseo desierto.
En mis oídos música de cuando yo soñaba.
Poco a poco me voy cansando.
Aparecen algunos humanos.
Van camino del mar.
Un hombre busca fortuna con un detector de metales.
Una chica marca un campo de voleibol en la arena ilusionada.
El día empieza a calentar motores.
Pronto se llenará de todo tipo de gente.
Es hora de volver a casa y escribir un poema.
Antes de irme me acuerdo del loco y lo busco entre las olas.
Me parece verlo a lo lejos.
Sigue nadando y nadando
bajo los nubarrones cada vez más oscuros.
Él sí que está escribiendo un hermoso poema en una libreta de mar.

22 de junio de 2024

RECUERDOS 8

Mañana es la verbena.
Verbena de San Juan.
Mis mejores recuerdos
hacen cola suspirando ansiosos
en el salón más bonito de mi memoria.
Días como hoy
de hace muchos años
mis amigos y yo
por las calles del barrio
recolectábamos maderas
para apilarlas en la futura hoguera.
Pantalones cortos.
Sonrisas inmensas.
Y el corazón casi ardiendo de fiesta.
Después nos distribuíamos
en feroces e implacables guardias
para que no nos desvalijaran
los malditos ladrones de hogueras rivales.
Y llegaba la verbena.
Y los jardines de las casas
se iluminaban con farolillos de colores
y mil canciones maravillosas alegraban los oídos.
Y los petardos.
Y las cocas de piñones, crema, cabello de ángel...
Y las novias soñadas resplandecían.
Y las familias esa noche no peleaban.
Y si no teníamos más dinero para petardos
fabricábamos bombas artesanales
con carbón vegetal, azufre y pastillas de potasa.
Y desgraciadamente
algunos dedos salieron volando
por infantiles errores de cálculo...
Ahora mismo esos recuerdos con fuerza me abrazan.
No queda nada.
Sólo suspiros y añoranzas.
Desaparecieron las familias y las novias soñadas.
Mis amigos
fueron devorados 
por la vida y por el tiempo.
Yo escribo mientras voy borrándome en silencio.
Toda esa alegría
que tanto nos iluminó
debe estar enterrada
en un cementerio desconocido
donde reposan
las emociones más tiernas
y los más hermosos sentimientos.
Me gustaría depositar allí un ramo de flores y un beso.

21 de junio de 2024

DOS PUÑALES

Sus ojos:
Dos puñales
cada vez
que no me miran.

20 de junio de 2024

CAOS

Hoy
empieza
el verano:
Diluviando.
Pues así, todo.

19 de junio de 2024

TIEMBLAN LOS DÍAS

Cómo tiemblan
ahora los días.
Cualquier suceso
los sacude
y los pone del revés.
Será que los pobrecillos
se han vuelto muy sensibles
o es que este mundo
va por el camino de enloquecer?

18 de junio de 2024

UN AVISO DEL DESTINO

Ayer lo vi claro.
Una revelación.
Un aviso del destino.
El pasado
es el cáncer
del tiempo
donde la vida no es
y brotan los desánimos.
Toda esa gente
ya no la quiero conmigo.
Estoy decidido.
Ya no son.
Ya no existen.
Son tiempo extinguido.
En la tumba del olvido
entierro la sangre
entierro los recuerdos
y a todos esos seres dañinos.
De los muertos no queda nada
y mejor no hablar de los vivos.
Que desaparezcan todos.
Como si jamás hubieran existido.
Antes de que el pasado
con sus falsedades
sus conjuras
y maquinaciones
y sus desplantes malignos 
acaben para siempre conmigo
los paso a todos por el cuchillo.

17 de junio de 2024

JUSTINIANO 307

A las ocho de la mañana
Justiniano nadaba tranquilamente
en la piscina de su club
cuando de repente se ha hecho de noche
y al sacar la cabeza del agua
para ver qué había sucedido
Justiniano ha visto a una mujer muy voluminosa
que tapaba toda la luz
dispuesta a lanzarse
en la misma calle donde nadaba Justiniano
y cuando lo ha hecho
ha sido tal la explosión de agua
que parecía que se acababa el mundo
y eso no ha sido lo peor
porque cuando ella ha empezado a nadar
propinaba unos manotazos desquiciados
que parecía estar poseída por Belcebú
y hasta el agua gritaba de miedo
y a partir de ese momento terrorífico
Justiniano ha nadado con muchísima precaución
pero aún así ha recibido
varios porrazos por los aspavientos criminales
de la maldita bestia endemoniada
que incluso le ha dado una patada en la espalda
sin pedir disculpas en ningún momento
por lo que Justiniano
se ha dirigido a ella con muchísima educación
y le ha dicho que como vuelva a nadar en su calle
le clavará un par de arponazos en su lomo adiposo
que lo de Moby Dick le va a parecer una simpática broma.

16 de junio de 2024

16 de junio de 2024

16 de junio de 2024.
Es de noche aún
pero el sol me llama.
Salgo de casa
y subido en la bicicleta
voy a buscarlo al mar.
Atravieso como si no existieran
grupos de zombies
que vuelven de los conciertos
para enterrarse en las camas del olvido.
Y luego silencio.
Y paz.
Y llego al mar.
Y el sol asoma
como la cabecita de un bebé
por el horizonte
de una embelesada cuna de agua.
Y el salitre me saluda.
Y las olas me besan.
Y las gaviotas me dan los buenos días.
Y ahora el bebé soy yo.
Y el mundo una hermosa cuna que me acoge.

15 de junio de 2024

BRILLAS

En la noche
fría
y eterna
de páramo
y desolación
brillas
como un beso
de luz
brillas
como un faro
de amor.

14 de junio de 2024

NERVIOSÍSIMAS

Aquí están.
A mi espalda.
Expectantes.
Temerosas.
Nerviosísimas.
Esperando
que deje
de escribir
y les alegre la vida.
No sé qué hacer
con el futuro
de tantas 
y tantas horas.
Ni tampoco sé
cómo decirles
que sin alegría alguna
el tiempo las enterrará.