11 de abril de 2016

LA MALDITA CIUDAD

La maldita ciudad
es un precementerio
gris y vertical
de carne ahumada
apretada y agonizante
que se autoengaña
con sueños de usar y tirar.

54 comentarios:

  1. SOY LA PRIMERA, ME HE GANADO TU ABRAZOOOOOOOOOOOOOOOOOOO

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Abrazooooooooooooo interminableeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeee

      :)

      Eliminar
  2. Después de disfrutar de unos días en el lago nada alcanza su nivel.

    ResponderEliminar
  3. Y yo que encontré tan lindo Madrid, a mi me gusta la ciudad con harta gente, niños, autos ...soy un ser atípico, el campo lo encuentro lindo pero para un ratito, después me parece una fomedad.
    Cariños mi lindo amigooooooooooooo
    mar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una encuentra lindo todo cuando està feliz y de buen humor.

      Esos Mar.

      Eliminar
  4. Si quieres te presto un sueño...
    Besos.

    :)

    ResponderEliminar
  5. Agggg
    Sueños kleenex...

    Qué imágenes traes hoy! crack.

    Un beso desde el pueblo.
    ; )

    ResponderEliminar
  6. Gracias por avisar!! La maldita ciudad seguro que esconde algún rincón maravilloso que está esperando a que lo descubras.

    Un beso gordo!

    ResponderEliminar

  7. Inconvenientes de vivir en una ciudad grande...
    Mmmmmmm... ¿estás pensando en mudarte? :P
    Hazte con un refugio pequeño cerca del lago mágico... donde escapar cuando te apetezca.

    Los sueños de verdad ni se compran, ni se venden... se construyen poco a poco...

    Beso... soñador.

    :)

    PD: Ah! Y gracias por ser tan atento.

    ResponderEliminar
  8. Tal vez si vivieras en un pueblo añorarías a la maldita ciudad y su anonimato. Tienes que escaparte más al lago mágico.

    ResponderEliminar
  9. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  10. Tendrás que ir al lago mágico Torito.
    Al menos al que vive de vez en cuando en tu Corazón.
    Besos.

    ResponderEliminar
  11. Pues las Hamburguesas están muy ricas...
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  12. Espero mañana mas tranquilidad
    Te deseo una feliz noche ...
    Besos
    Marina

    ResponderEliminar
  13. Los sueños no son de usar y tirar, somos nosotros los que dejamos de creer y luchar por ellos.
    besos

    ResponderEliminar
  14. No podría volver a vivir en una gran ciudad.Tu poema las describe perfectamente.Besos***

    ResponderEliminar
  15. No sé, la verdad, hoy, no tengo ganas de hablar, precisamente pensando en la gran ciudad ...
    Mejor las ciudades pequeñas, es una manía mía, lo reconozco. Hoy, la tengo acentuada.
    En el lago estarás muy bien :)

    Un beso, Toroguapo.

    ResponderEliminar
  16. Torito, Buenos Aires tiene cerca de 4.000.000 de habitantes, imaginate la cantidad de cemento que hay por todos lados para contener a tantos zombies.
    Besos urbanos.

    ResponderEliminar
  17. hay que volverse al campo
    volver a los árboles y selva
    volverse a la montaña
    volver y revolver

    besos de memoria

    ResponderEliminar
  18. Prefiero un pueblo chico y verde donde el chisme perdura y los rencores no mueren nunca.

    Abrazos

    ResponderEliminar
  19. te imaginas toda una horda corriendo hacia el campo, abandonando todos a una la ciudad, puede ser terrible, para el campo claro.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  20. Lo que te decía ayer...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  21. Alejaos. alejaos, estimado amigo.
    Un poco de naturaleza alrededor nos hace cambiar
    Pero nos meten a los humanos en viviendas como sardinas
    Es cuestion de optar
    Cariños tambien sinceros sino, no se dan

    ResponderEliminar
  22. Son un suplicio las ciudades grandes. Múdate.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  23. Hola Torito Guapo. ASí es, pero son los lugares donde hay trabajo y por eso no nos queda más remedio que vivir en las ciudades.
    Te invito un fin de semana a pasar en mi pueblo. Eso sí, cavando el huerto jajajajaja y viendo animalitos.
    Abrazosssssss y besossssssssss

    ResponderEliminar
  24. Las grandes ciudades tienen sus cosas buenas y sus cosas no tan buenas igual que los pequeños pueblos....si me das a elegir prefiero pueblo pequeño.
    Besos Toritolindo.

    ResponderEliminar
  25. Toro visto así todo es un precementerio, las ciudades, los pueblos, sea en gris y vertical o en colores y horizontal, así que a bailar mientras dure la música, ¿ quién no se autoengaña alguna vez? benditos autoengaños, porque la realidad es tan árida sea cual sea el color que esté pintada..
    Besos

    ResponderEliminar
  26. No. Hay una ciudad colonial, llena de historias y sorpresas al revolver de una esquina. Y rincones escondidos en los que dar besos furtivos. Donde los árboles guardan secretos. Con cielos que brillan sal. Calles con recodos íntimos. Si quieres te llevo. No la olvidarías. Es tan bonita.

    ResponderEliminar
  27. No. Hay una ciudad colonial, llena de historias y sorpresas al revolver de una esquina. Y rincones escondidos en los que dar besos furtivos. Donde los árboles guardan secretos. Con cielos que brillan sal. Calles con recodos íntimos. Si quieres te llevo. No la olvidarías. Es tan bonita.

    ResponderEliminar
  28. Buenas noches, Xavi TORO SALVAJE:
    Comentario N.º 32

    Con los años se valora el tiempo libre. En las ciudades grandes, las horas se gastan en desplazamientos costosos, en dinero y energías.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  29. Las grandes ciudades me dan un poco de pena. Aunque las pequeñas también ¿Será que ya soy como el eslabón perdido?

    Besos Torito.

    ResponderEliminar
  30. Soy feliz en mi conurbano, de calles de tierra, de muchachitos pescando escuerzos, de vendedores de sandias cuyas camiones corretean las señoras en los dias de verano.
    Jamas conocera la gente de la ciudad placeres semejantes.

    ResponderEliminar
  31. Todo tiene su lado bueno no crees:)
    saludos

    ResponderEliminar
  32. La ciudad tiene sus cosas buenas, no hay duda, pero no me gusta. Es artificial y llega un momento que tus sentidos dejan de funcionar.
    Besos y besos, estoy ya en estado de repartidora de besos

    ResponderEliminar

  33. Otra vez la causa provoca el efecto.
    Porque encontrar bendito al campo es debido a la maldición del cemento. Mira ! algo positivo tiene aunque sólo sea eso ...

    Besos al aire

    ResponderEliminar
  34. Pero tú, con tu extraordinaria imaginación, puedes levantar las alas y volar muy alto ...

    ResponderEliminar
  35. CON
    QUE
    DE
    APRETADA
    GRIS
    LA
    ES

    y poco más puedo decir si no es acróstico


    besos

    ResponderEliminar
  36. ...y malditos quienes la provocan.
    Besicos muchos.

    ResponderEliminar
  37. Regresemos a la hegemonía del sueño campestre con los usados, vilipendiados y derrotados de las urbes; allí, en el paraíso de los repollos, recobraremos la humanidad!!!

    ResponderEliminar
  38. Quiero vivir en el campo =) lástima que es tan caro!!!

    Besos.

    ResponderEliminar
  39. Todo es cual moneda y sus dos caras… Hay que intentar quedarse con la buena cara... “Pero te entiendo”… Yo huí de allí hace mucho...

    Mil Bsoss!!

    ResponderEliminar
  40. Sí, ciudad maldita, mundo cruel, insolidario, devorador de gente humilde... Pero si dejamos de soñar, ¿qué nos queda?.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  41. Por eso hay que elegir hasta los sueños... no autoengañarse con promesas que no son y que pintan gris la urbe. En la ciudad aún quedan rincones para besarse.

    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  42. Ya que es un precementerio, mandale a alguna dama rosas.


    Besos cursis.

    ResponderEliminar
  43. Po zí...así es la mayor parte del tiempo, pero prefiero pensarlo mañana...
    Besos.

    ResponderEliminar
  44. Muy cierto eso de que la ciudad es un precementerio. Aunque yo iría más lejos, y diría que el cementerio es una ciudad dentro de la ciudad, a la que nos vamos a mudar tarde o temprano. Lo queramos o no.

    ResponderEliminar
  45. Por eso yo vivo entre el mar y el campo
    un beso nítido

    ResponderEliminar
  46. Cementerios llenos de zombis. Eso es.


    Beso

    ResponderEliminar
  47. La última vez que tuve que ir a un cementerio vi enormes muros con pequeñas urnas amontonadas unas sobre otras. Fue horrible, hasta no hace mucho se ponía a los muertos en tierra y se veía hasta bonito. Asi veo también la ciudad, es triste ese amontonamiento.

    ResponderEliminar
  48. Sociedad consumista, incluso en sueños.

    ResponderEliminar
  49. Cementerio y precementerio gris, asfalto, lágrimas y olvidos.

    Bss

    ResponderEliminar