13 de septiembre de 2017

JUSTINIANO 174

Tras salir del hospital
después del desgraciado accidente
que abortó su dedicación a la enseñanza del japonés
Justiniano ha decidido aprovechar
sus profundos conocimientos del idioma nipón
para iniciar un nuevo negocio
en el pujante ámbito de los guías turísticos
y tras promocionarse 
en la puerta de diversos hoteles
ha sido contratado por un grupo de diez japoneses
a los que tras dar cinco vueltas a la misma calle
ha puesto de pie sobre un banco
del paseo más concurrido de su barrio
para realizar el maravilloso tour prometido
pero los malditos orientales no paran de quejarse
cuando el intrépido Justiniano
grita con incontenible entusiasmo
mientras va señalando 
con un enorme paraguas rojo
a cada una de las mujeres gordas que van paseando
como impresionantes ejemplares
del peligrosísimo avistamiento de ballenas en Barcelona.

55 comentarios:

  1. No sé de que se quejan los japoneses, con cinco vueltas a la calle consiguen no olvidarse del lugar. Señalarle a las gordas como ballenas me parece peligroso, probablemente atraquen un ballenero en el puerto de Barcelona y se dediquen a la caza de estos mamíferos.

    ResponderEliminar
  2. Debería también de haber " ballenos" así no estarían tan tristes y solas en el mar... ese tan bomito.

    ResponderEliminar
  3. Debería también de haber " ballenos" así no estarían tan tristes y solas en el mar... ese tan bomito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso, vamos a ver si encontramos un balleno para la catalana.🐳🐳🐳🐳🐋🐋🐋🐋

      Eliminar
  4. Tronchante. No había visto nada tan divertido desde el dúo Calatrava.

    ResponderEliminar
  5. De ahora en adelante cuando vea a un guía señalando con su paraguas...me acordaré de Justi.

    Un beso de B.!

    ResponderEliminar
  6. Menos mal que no paso por Barcelona! Si me señala con el paraguas se lo traga fijo. Se le tiene cariño pero es que yo también tengo un pronto! :p
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajjaajjajajjaja

      Gracias por la risa María R. jajajjajaja

      Eliminar
  7. Si que es peligroso, sí.
    Justi... ven, ven... déjame el paraguas...
    :)
    Besos.

    ResponderEliminar

  8. Como las 'ballenas de Barcelona' se den cuenta y avisten a Justiniano... creo que el que va a recibir paragüazos bien rojos va a ser él...

    Lo veo corriendo sin fin por esas concurridas calles perseguido por enfurecidos "cantos de ballena"...

    Beso... Xavi.
    Incluído tu 'Yo Justiniano'.

    :)

    ResponderEliminar
    Respuestas

    1. Un trozo de pan bendito con un paragüas rojo señalando 'ballenas'...¡ejem! :P

      PD: Pero está incluído en el beso... Me gustan los hombres que no son perfectos... ;)

      Eliminar

    2. PD2: Y con sentido del humor y del amor... :))

      Eliminar
  9. Jajajaja, ¿has visto alguna ballena esta tarde y te has inspirado?
    Pues no sé de qué protestan los japoneses, es un circuito mucho más original que los habituales y con su punto de riesgo. Y encima les evita aglomeraciones...
    Besos al del paraguas.

    ResponderEliminar
  10. Jajajjaajaj.

    Está fatal de lo suyo!!!!

    Un beso

    ResponderEliminar
  11. Seguro que Justiniano tiene unas lorzas como las tuyas, balleno :P
    Besos de una pescaílla :P

    ResponderEliminar
  12. Ups!


    Menos mal que no ando por Barcelona, porque hoy ando de rojo!!! :P

    Besos

    ResponderEliminar
  13. Mucha foto, mucha cámara y mucha cultura de la que presumen que tienen, pero este grupo de japoneses además de unos desagradecidos, no aprecian el buen arte, ni a la buenas mozas. Justiniano les tenía que haber dado, treinta y siete vuelta a Colón, y luego tirarlos al agua.

    Abrazo Xavi.

    ResponderEliminar
  14. Jajaja ...
    Justi, te presento a una japonesita muy dulce y sumamente amable para que te enseñe 'modales', te mereces ¡un paraguazo!, jaja ...

    Que sea tu luz y tu guía, fíjate todo lo que sabe ...

    Vive en Madrid, pero no creo que tengas problema ...
    Suerte y un beso Justi, la japonesita te pulirá ...

    Otro beso para Toro, que está por ahí escondido, jaja ...

    ResponderEliminar
  15. Y seguro que los japoneses harían todo tipo de fotos... al paraguas, también.

    Mil besitos y feliz noche, amigo Toro.

    ResponderEliminar
  16. Justiniano tiene cada cosa, ja,ja.
    Una ya no va a poder salir a la rue.
    Besos, feliz noche 🌃

    ResponderEliminar

  17. A mi Justiniano o quién sea me señala con un paragüas rojo, y le demuestro lo que es ser gorda y con un cupo de alto pedorraje. Jajaja

    Ya, si es de otro color pues no hay problema.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "paraguas*" jajaja.
      No soy yo, es el teclado que tiene vida propia.

      Eliminar
  18. Justiniano cayó "justo" para descontracturar con su paraguas rojo los efectos de los dos poemas de ayer. Me alegra su alocada presencia.
    Gran abrazo, Torito.

    ResponderEliminar
  19. Lo estaba esperando, pero como no sé japonés, no fui con él. Cumplió su misión aunque los turistas sean desagradecidos.

    ResponderEliminar
  20. jajaja Son bromitas del Justi, pobrecito... :)
    Salud

    ResponderEliminar
  21. Los japoneses de ahora ya no son como los de antes. Más les valdría fotografiarlas en vez de quejarse tanto.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  22. Justiniano está claro que desapercibido no pasa.

    Besitos

    ResponderEliminar
  23. Jaja. Es genial el loco suelto como avisador de ni pones y de ballenas

    Un beso

    ResponderEliminar
  24. Buscando las ballenas de contención escondidas tras los vestidos de las gordas barcelonesas.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  25. Pobre Justi!!
    Y si dices que se pase por aquí...?????
    Besosssssss

    ResponderEliminar
  26. A justiniano hay que encerrarlo con terremoto Crazy a ver quién gana...

    ResponderEliminar
  27. todo sirve para promocionar el turismo.

    Besos

    ResponderEliminar
  28. Pues se va a cansar de señalar.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  29. Me encantan las ballenas :)
    Besos Toro

    ResponderEliminar
  30. Tour con avistamiento de cetáceos, qué más quieren. Aquí te cobran una pasta. Mándame al Justi que lo llevo a ver delfinas.
    Besitos

    ResponderEliminar
  31. Este Justiniano no deja de sorprendernos,pobre... Justiniano y los chinos...ufffff!!!
    Besos toro.

    ResponderEliminar
  32. Todo un espectáculo, ¿qué más quieren? 🐳🐳🐳😝

    Bsoss y sonrisas!!

    ResponderEliminar
  33. Pobre Justiniano no acaba de encontrar su lugar!!
    Besos

    ResponderEliminar
  34. Yo que por la festividad de los patios sufro el turismo nipón, he de decir, que Justiniano tiene toda la razón son muy cansinos y pesados
    jajajajajaja 😛

    ResponderEliminar
  35. Jajaja menudo con el Justiniano, los nipones vienen a ver dragones gaudinianos.

    ResponderEliminar
  36. Joerrrrrrrrr con el Justi. Desde luego es para mearse de risa y no echar una gota. Que haga bien su trabajo y se deje de señalar a las gordas que ya están bien señaladas. SEguro que los nipones le despiden, y encima le dan un paraguazo, jajajajajaja. Menos mal que yo no pasaré por ahí, si no fijo que me señala jajajajaja. Oye Torito, ahí solo hay mujeres gordas, no hay hombres? :-)
    Besos

    ResponderEliminar
  37. Jajaaa le darán con el paraguas en la cabeza!!! Besos***

    ResponderEliminar
  38. A Justi se le ha ido la pinza. Hoy no le jaleo.

    Bss .

    ResponderEliminar
  39. deberia venirse a mi casa
    a quitarme de encima
    un monton de vecinos cobardes
    que me espian continuamente
    Parece que hace bien su trabajo
    importunando
    a los molestos y moscos
    importunadores

    ResponderEliminar