31 de agosto de 2008

LOS NIÑOS ROTOS

Recuerdo a los niños rotos
y sus vidas fracturadas
también a las bestias
disfrazadas de padres
mirando el suelo infinito
con los ojos cobardes
y las manos esposadas
recuerdo la lluvia llorando
el sol colérico
el viento enrabietado
mirando por la ventana
a los niños rotos
que temían al futuro
con temblores de pasado
recuerdo sus miradas diminutas
en la noche gigante
con sus manos de cuento
agarradas a las nuestras
recuerdo aquellos años
con cariño imborrable
cuando para los niños rotos
eramos ángeles de la guarda.

82 comentarios:

  1. Suerte que quedan angeles de la guardia.

    Niños rotos.

    Cariños, Tunero

    ResponderEliminar
  2. angeles de la guarda quise decir...de guardia siempre están...de la guarda y en guardia...ay los nervios...jaja

    besos

    ResponderEliminar
  3. Hoy te dejo una lágrima espesa

    en memoria de tantos niños rotos!

    La resiliencia les salve

    de sus sueños más remotos!

    ♥♥♥besos♥♥♥

    ResponderEliminar
  4. ojala nunca se duerman esos ángeles de la guarda. Los niños no se deberían romper así. Petons.

    ResponderEliminar
  5. Cada vez me fascinas más.
    Que pasada.

    ResponderEliminar
  6. :S
    ... "con sus manos de cuento"...

    con eso me cogiste el corazón y me lo hiciste sangrar, por dios...

    ResponderEliminar
  7. Muy bueno el del perfil, pero muy solo.

    Besos.

    ResponderEliminar
  8. Debe ser muy gratificante ver la sonrisa o la confianza en uno de un niño roto.

    Pero que terrible...si la crueldad es horrorosa, la crueldad con un ser tan indefenso como un niño...es de VERDADEROS RUFIANES.


    Un beso..triste pero hermoso recuerdo. Otro beso.

    ResponderEliminar
  9. que existen si que lo sé..la pena es que los recuerdes, señal de que los tienes en la memoria..

    ResponderEliminar
  10. Jamás lo entenderé...como puede existir gente capaz de hacer lo que hace a la inocencia de un niño...

    Besos Toro excelente poema.

    ResponderEliminar
  11. Con este me mataste.

    Ya sabes por qué.

    Un beso grande.

    ResponderEliminar
  12. Niños rotos con miradas diminutas y manos de cuento... que metáforas tan exquisitas. Un placer leerte.

    ResponderEliminar
  13. Este se parece al q escribiste una vez,en navidad.

    Mi otro deseo seria q no hubieran ninos rotos.

    Besos

    ResponderEliminar
  14. Niños rotos: hambrientos y alegres,
    fulgor en sus ojos que acarician miradas
    su vidas por mounstruos denostadas
    nos piden actuar con justicia inclemente.

    Te invito a nuestra red blogger contra la pederastia, A lo mejor los angeles que tu conoces se pueden involucrar.

    Te dejo besos, bendiciones y rosas

    ResponderEliminar
  15. Hola Toro

    Gracias a tu desgarrador poema me has inspirado a escribirle algo a los niños rotos, Queda dedicado a ti en mi siguiente post.

    Te espero como siempre
    Al otro lado del deseo

    ResponderEliminar
  16. Tocas la fibra de los adultos, más aun, a aquellos que siguen siendo, niños rotos...
    cuanto se daría por la ignorancia de no saber vivir, para no recordar...

    besos...infinitos...


    ALMA

    ResponderEliminar
  17. Una amiga, al contarle tú poema,me ha contado que su padre, cuando era muy pequeña, la pegó una paliza tremenda. Su madre le paró, pero no la llevó al hospital para que no se enterara nadie. Estuvo con horrible moratones varios días.

    Ni lo imaginaba de ella.

    Rebesos

    ResponderEliminar
  18. ¿Vida con propósito? es la pregunta inicial, la que me pasa por la mente.

    Al leerte pienso en que la naturaleza les dá la oportunidad a unos padres de ser padres
    para que guien y formen un alma con propósito en sus hijos
    y resultan ser maltratantes

    y por otro lado...

    padres que la naturaleza les ha privado de ser padres por via natural,`pero se han tomado la valentía de adoptar hijos, y su obrar como padres ha resultado ser ejemplar.

    La justicia en todas sus esferas está rota, quebrantada y violada, el maltrato y la injusticia ronda por todas partes y ángulos de la vida.

    Hacen falta mas ángeles de la guarda, definitivamente, y me ha alegrado saber que te consideras(bas) uno de ellos.

    Creo que ser ángel de la guarda es vida con propósito, de seguro que para aquellos niños es recuerdo imborrable aquellas manos que le agarraron y le socorrieron.

    Para ambas partes el recuerdo es imborrable, considero que los niños también son ángeles.

    Existen otros angelitos, son aquellos que le adorna la corona de nieve, los de la tercera edad, varios de ellos, ya necesitan en algunas instancias manos de ángeles.

    Me rasgastes, al mencionar las manos de cuentos, niños que no saborean el cuento...sino piedras, obstáculos, durezas y peñascos.

    Después de reflexionar éste ratito,
    ¡¡Quedé rota, eh, quedé rota!!

    Besos ♥

    M.

    ResponderEliminar
  19. toro

    ellos son los que nadie quiere ver
    pero se nos cruzan en las calles
    se nos meten en las casas
    llevan y traen histórias de marginalidad , de abandonos y de soledad.

    niños con histórias de adultos
    infancias truncadas
    inocencias vejadas.

    un abrazo de paz

    ResponderEliminar
  20. Cuanto necesitan esos niños, de amor, cariño, ternura y esperanza...
    Gracias a esos Angeles de la Guarda..
    Besos y cariños muy grandes

    ResponderEliminar
  21. Qué terrible y triste !!!
    Angelitos.

    ResponderEliminar
  22. Lo triste es pensar qué clase de adultos serán ahora esos niños.

    ResponderEliminar
  23. Estoy con vos.
    Se que es un día especial.
    besos

    ResponderEliminar
  24. Yo conozco adultos que fueron ninos rotos y son los mejores padres y Hombres o Mujeres del mundo.y merecen amor por partida doble. Esto me pone de un triste :(

    ResponderEliminar
  25. He trabajado con niños rotos, les he tomado esas manitos de cuento, las miradas que no se me olvidan, esos abrazos interminables, como si allí se fundara un poco el amor de cada día.
    Tal vez yo haya sido el ángel de la guardia de algún niño alguna vez y lo he ignorado hasta ahora, que termino de leerte y tengo un nudo atragantado en mi garganta.

    Ojalá no hubiera mas niños rotos en el mundo.

    Ojalá los ángeles de la guarda sólo tuvieran que bajar a jugar y contar cuentos y robar risas y tomar helados de frutilla y remontar barriletes en los parques.

    Un beso, ángel de la guarda :)

    ResponderEliminar
  26. Me has estrujado el corazón con tus manos protectoras.Abrazo largo,replicante***

    ResponderEliminar
  27. En la misma frecuencia Toro. Luchemos cada quien desde su trinchera, para no dejar de ser nunca el Angel de cada niño,y evitar así esas miradas en los ancianos..BSS

    ResponderEliminar
  28. Suerte que a algunos de esos niños rotos les quedan angeles de la guarda.Aúnqu me pregunto ¿que será de esos otros? a los que no les queda nada.Saludos
    marea

    ResponderEliminar
  29. Que triste me he quedado con este poema,pero muy bueno y me alegro que te consideres angel de la guarda.Saludos
    marea

    ResponderEliminar
  30. Lo peor.Me parece lo peor y lo mas vil:maltratar a un niño.
    Salu2
    Luisa

    ResponderEliminar
  31. Primera vez que visito tu blog. Me gustó mucho la forma como te expresas...

    Saludos poeta!

    ResponderEliminar
  32. Solo espero que esos angeles siempre esten con ellos..
    triste.. no!.



    te dejo abrazos.

    ResponderEliminar
  33. Es la segunda vez que te comento y se me corta internet! Grrrrrr!
    Bueno, te escribo cortito, por las dudas.
    Que los ángeles estén atentos a cada niño que sufre, por Dios!
    Los animales tienen más sentido de la maternidad/paternidad que muchos seres humanos.
    Deberíamos imitarlos, no?
    Excelente y desgarrador tu post, mi querido Torush.
    Gracias por tu paso por mi casa.
    Cuando me necesites, como siempre, estoy.
    Un abrazo apretadito para ti, mi querido, desde el otro lado del mundo.
    BACI, STEKI.

    ResponderEliminar
  34. Yo también los puedo recordar.
    Besos para ti.
    mar

    ResponderEliminar
  35. A pesar de la dureza de ese recuerdo, el solo hecho de pensar que alguien pudo ser un angel para ellos, lo difumina al humanizarlo.

    Seguro que ellos llevarán para siempre la imagen de esos ángeles que les tomaron de la mano cuando lo necesitaron.

    Nada me produce más dolor que el dolor de un niño.

    Un besazo Toro

    ResponderEliminar
  36. los niños rotos crecen y entonces aún es mas triste su mirada.
    un beso

    ResponderEliminar
  37. :(

    Que triste... aquí tenemos un dicho que es : "con los chicos NO" cuando son atacados por los mayores sexualmente o de otra forma...

    Un besito Toro!

    ResponderEliminar
  38. Jamás deberian existir "Los niños rotos".

    :(

    ResponderEliminar
  39. Qué tristeza los niños rotos... muy bello tu poema, querido Toro. Besotes, M.

    ResponderEliminar
  40. Mañana vuelvo a mirarles a la cara, a quedarme mudo cuando me miren preguntando ¿por qué?... y no les podré dar una respuesta, porque... no la tengo.


    un abrazo.

    ResponderEliminar
  41. Me he quedado sin palabras ante tus versos y al leer los comentarios me uno a todos ellos.

    Petonets, ángel de la guarda.

    ResponderEliminar
  42. Un poema muy duro, pero muy bello también. Estremecedor.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  43. Uff, fantástico!! No nos olvidemos de esos niños rotos que no cuentan con ángeles de la guarda, y que tienen que crecer a la fuerza y dejar de ser niños. Directo al corazón Toro.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  44. niños rotos: tristeza, dolor, miedo, angustia, trauma, inseguridad, grís

    ¡cuantas sentimientos me provocan sólo dos palabras!

    ¿ tú crees que no haber tenido infancia es también ser un niño roto?

    biquiños y buenas noches, Toro, que descanses.
    Aldabra

    ResponderEliminar
  45. Vengo a dejarte un abrazo. No siquiera tengo ganas de jugar en este post :(

    Otro abrazo ;)

    ResponderEliminar
  46. Me encojío el corazón ....

    :(


    Qué los ángeles no duerman, para sanar las fracturas y que las sonrisas no se pierdan... un deseo.


    Besos

    ResponderEliminar
  47. Como borrar la mirada "quebrada" de un niño roto; como restablecer la paz del alma a un niño roto; como volverle la sonrisa a un niño roto y decirle NUNCA MAS!!...
    Niños rotos son hombres rotos...por lo tanto mujeres rotas y un círculo vicioso...
    Deseo ser ese angel para devolver la confianza en una caricia eterna...
    Deseo ser ese angel para devolver el calor en ese cuerpecito roto..
    Dios me de ese privilegio...
    Un beso íntegro!!

    Ali

    ResponderEliminar
  48. Tambien yo recuerdo con cariño imborrable aquellos años en que para los niños rotos éramos ángeles de la guarda.
    Muchas gracias por recordármelo.

    ResponderEliminar
  49. Pequeñas criaturitas que en sus rostros dibujan una sonrisa sin entender el porque del maltrato ... pero comprendiendo lo que sucede al sentir que algo dentro se va rompiendo cuando se debería estar fortaleciendo!

    Seamos esos ángeles de la guarda tomando el libro de cuentos c más fuerza y pasión que nunca...

    Me dejaste un poco triste toro!!! pero palabras que relamente tocan el corazonnnn

    besoss,

    sol.

    ResponderEliminar
  50. Ays Toro, cuantos niños rotos quedan aún en el mundo, y cuantos ángeles aún quedan para ellos...
    besos querido amigo...
    feliz semana

    ResponderEliminar
  51. No deberian existir niños rotos...cuando se ha vivido eso los angeles ya no tienen la mismas caras que uno creia, y los dioses terminan siendo otros. Bien dicen que la misericordia no siempre vienen de donde se espera.

    Un beso para los niños rotos y un munuto de sonrisas.

    Un abrazo y un beso, lindo inicio de semana Toro :-)

    ResponderEliminar
  52. Al menos quedaba algún ángel para reparar esas roturas. Espero que hicieran,que sigan haciendo bien su trabajo...

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  53. Tu recuerdo hace saltar todas las alarmas. Es el pan nuestro de cada día en este nuestro mundo tan civilizado, siempre los más débiles sufren la violencia. Me cuesta trabajo unir ángeles y mundo.
    Imagino a que ángeles te refieres. Esos sí.
    Es desgarrador este texto toro.
    Un beso

    ResponderEliminar
  54. Me llevo sus manos de cuento, Toro... y tu mirada de ángel. De ángel terrenal, eim?

    Besos de tierra, te los ganaste!

    ResponderEliminar
  55. yo fui una niña rota, en algun momento de mi vida, y si no fuera por esos angeles...ains ya toi de vuelta, besitos

    ResponderEliminar
  56. ..donde hubo, retuvo!!! :-)

    ..si alguna vez fuiste ángel de la guarda -cosa que no dudo ni un segundo- estoy convencidísima que aún tienes trocitos de ala escondidas por algún rincón, y si no, te presto las mías que las tengo colgadas y están la pobres, bastante polvorientas...:-)

    Un besito de la alcachofa

    ResponderEliminar
  57. angeles de la guarda

    trabajando duro

    quisiera prestarles el mio -un momento- a los ninos rotos

    ser angel de la guarda, de todos, eso es a lo que debemos aspirar

    Besitos Toro

    ResponderEliminar
  58. Pocas veces he venido por acá, y debo decir que este post me ha golpeado muy fuerte! Este tema, el de los niños rotos, siempre lo hace...

    Yo, como Euchy, quisiera que no hubiera niños rotos, pero como sé que los seguirá habiendo, quisiera que hubiera más ángeles de la guarda.

    ResponderEliminar
  59. Es que tu mano Toro, todo lo salva. Besos Angel.

    ResponderEliminar
  60. esos niños rotos ha sufrido muchísimo. Ojalá el mundo fuera un lugar mejor, Torosalvaje. Espero que tus vacaciones fueran bien. Te estaba echando de menos

    ResponderEliminar
  61. niños rotos y sin posibilidad de recomponer.

    besos

    ResponderEliminar
  62. De pequeña nunca sospeché que sería mayor

    ResponderEliminar
  63. Ay Dios, ay Dios, qué pena me ha causado esto! Qué pena!, poeta.
    Mi amor para ti.

    ResponderEliminar
  64. me ha emocionado especialmente, puede que yo fuera una niña rota en cierto modo, a veces los padres cargan sobre nosotros un peso que no deben y dejan nuestra alma hecha jirones y se nos pudre la sonrisa infantil que deberia ser imaculada, pura, imborrable...
    salut TOROSALVAJE.

    ResponderEliminar
  65. Hay recuerdos que se hacen presentes, porque siempre habrá niños rotos. Una verdadera pena.

    Un beso.

    LIA

    ResponderEliminar
  66. Esto fué muy tierno TORO...

    Conozco a alguien que dice que el angel de la guarda de los niños es el propio diablo. Y tiene su lógica no te creas...¿que puede hacer el diablo con un alma inocente entre sus manos?... nada, tiene que esperar a que esa inocencia muera y entonces ya puede hacer acopio de adeptos, :p

    Un beso endiablado, grrr, ajaja...Qettah

    ResponderEliminar
  67. La única esperanza es que esos niños rotos quieran ser ángeles de la guarda, algún día... hasta que no haya más niños rotos.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  68. algunos hemos sido niños rotos
    y luego ángeles de la guarda

    y eso es casi magia

    bueno somos ángeles de la guarda medio rotos, pero somos

    besos

    ResponderEliminar
  69. esta vida nos brinda aquellas magnificas oportunidades de volvernos angeles para algunos niños, agradezcamos aquellas alas.

    ResponderEliminar
  70. Me has puesto la piel de gallina, mi querio Toro, porque esos sentimientos llegaban cuando me enfrentaba a las miradas y las historias de mis Diablas en el Cusco, que venían fracturadas, con los ojos perdidos y la pregunta de porqué a mi?

    Tanto camino recorrido en este aspecto, que a veces me pregunto como salí y salgo viva de cada encuentro y convivencia con ellas.

    Un abrazo enorme.

    Maya

    ResponderEliminar
  71. En algún lugar de este mundo, exsisten ángeles con alas o sin ellas que con las más pegajosas de sus sonrisas recomponen culquier pedazo hecho añicos.

    Tú con tus letras, tú con tus poemas; tú siempre serás, Toro el que escribe como un endemoniado, ángel.

    Lo primero que leo desde que te desenchufaste. Me encanta verte por aquí y seguir comprobando que sigues siendo, tú.

    Besos tiernos y dulces para ti.


    ** MARÍA **

    ResponderEliminar
  72. sí, a veces, me pregunto por los niños rotos, por su libertad de niño inexistente, por su mirada de adulto permanente.

    ojalá no se rompiera nada...


    saludos,

    ResponderEliminar
  73. Estas cosas me superan, no puedo con ellas, nunca he podido entender cómo se puede quebrar la inocencia, qué tipo de despojo humano puede robar la sonrisa de un niño y cambiarla por miedo. Jamás entenderé cómo se puede pegar, violar, abusar o matar a un niño. Y cada vez que hablo o escribo de esto se me inundan los ojos con una mezcla de lágrimas, de tristeza y entendimiento infinito por esos niños y de rabia cegadora por esos monstruos que les roban su niñez.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tenían buenos ángeles de la guarda, si uno de ellos eras tú, está claro que así era.

      :)

      Eliminar