20 de enero de 2009

FUEGO

Los nichos son hielo
yo no tendré
tendré fuego
no hay nada
como una cálida despedida.

113 comentarios:

  1. Menos mal...

    A mí no me gusta el calor...

    La idea del hielo eterno mola!

    (jajaja)


    Besos, Tunero!

    ResponderEliminar
  2. ...es una buena escogencia, despedirse con fuego, con alta temperatura hasta los demonios se espantan...

    Saludos

    ResponderEliminar
  3. Muerto el burro, la cabada al rabo.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. El hielo, como el fuego, tambien quema. Un beso, cuidate amigo.

    ResponderEliminar
  5. Yo me quedo con el aquí estaré... ¿sabes? me cuesta mucho decirlo...casi todas las veces lo he utilizado diciendo... estoy... y admiro a los que lo expresan con palabras...
    un beso mi gatito sideral uno de hielo y uno de fuego... a ver si la sensación se queda en medio de los dos...
    :*

    ResponderEliminar
  6. Jajajajajjaa ahh yo también, yo fuego. Fuego purificador.

    Lo de la descomposición y los gusanos y todo eso... sí, me deja helada :S

    Besitos.

    ResponderEliminar
  7. Y las cenizas que se perderan en el tiempo

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Mucho más ecológico...donde va a parar...jeje

    Besos de martes ni te cases ni te embarques.

    ResponderEliminar
  9. Pues yo, igual. Además, ya tengo mi cachito de costa frente al Atlántico para que soplen mis cenizas.

    Así, pueden asistir los amiguetes de la otra orilla del océano.

    Con prismáticos, claro...

    Un abrazo.
    Codorníu

    ResponderEliminar
  10. Pienso igual que tú...así que seré una más que se une al calorcito..

    Besitos toro

    ResponderEliminar
  11. uee! pues yo igual! entre el frío y el calor está más claro que el agua!

    ResponderEliminar
  12. Y los pobres gusanitos, ¿los matarás de hambre?
    ¡Qué desconsiderado!

    ResponderEliminar
  13. Espero que falte muuuuuuuuuuucho tiempo aún para ello.

    Un beso, torito.


    Soledad.

    ResponderEliminar
  14. Donde va a parar mucho mejor el calorcito para una bonita despedida :)
    Besos!

    ResponderEliminar
  15. Una bella ilusión

    siendo cenizas

    podremos pegarnos

    a las alas de una

    mariposa multicolor

    y posarnos como un beso

    sobre alguien que

    nos amó...............

    besos de mariposa

    ResponderEliminar
  16. Los nichos, como las bolsas de papel podrían ser cárceles, hielo, amarras, correas, impedimentos, yugos.

    El fuego puede quemar, y destruir eso que impide SER.

    Lo único que se podría despedir en mi vida, son esos yugos que no permiten SER ni EStar.

    Evito las despedidas, soy de las que guarda hasta lo último, pero siempre honrando el norte de la libertad.

    En cuanto a HERIDA INMORTAL, que es precioso...
    Es satisfacción saber que se ha dado el todo por el todo, de una manera genuina y sincera, que amé, y que amo mas allá de la razón, entregando casi la vida.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  17. Incineración lo llaman... (anda que...)

    Un abrazo amigo... y dejémonos de pensar en esas cositas tan alegres...

    Marea@

    ResponderEliminar
  18. Bandido, te ries hasta de tu sombra...
    Muy bueno, en tu línea...

    Un beso, Toro

    ResponderEliminar
  19. Arderás entre versos encendidos...no te queda otra.

    Queda tiempo.

    ResponderEliminar
  20. Nunca me gusto el frio.

    Para ese momento tan solo, tampoco lo quiero.

    Besos.

    ResponderEliminar
  21. A mí tampoco me emociona el frío.
    Lo de cálida despedida me ha gustado, sí.
    Las mías espero que sigan viajando...
    Un beso

    ResponderEliminar
  22. El amor traspasa las fronteras de la muerte. Enhorabuena, querido Toro, por gozar del calor de una persona amnate y amada.
    Besos
    maría jesús

    ResponderEliminar
  23. Yo también espero que mi despedida sea tan cálida. Luego, ya no quedarán ni las cenizas. Besos, Xavi.

    ResponderEliminar
  24. Estaría más fresaca que ahora. ¡Te lo aseguro!
    Saludos.

    ResponderEliminar
  25. Esa herida inmortal que describís de manera genial me ha hecho conocer el fuego y el hielo y de los dos, prefiero el fuego.
    Quemar, arder, transformarme en cenizas, poder volar, eso quiero.

    Besos.

    ResponderEliminar
  26. :(

    No quiero pensar en despedidas...

    Un beso Torito!

    ResponderEliminar
  27. A mi me da miedo sólo pensalo... ainss que angustia madre, menos mal que yo no voy a morirme.
    Besitos varios.

    ResponderEliminar
  28. Yo también prefiero los reencuentros, me encanta volver por aquí y regalarme la vista con tan bellos textos. Un besito desde mi mundo (disculpas por la ausencia)

    ResponderEliminar
  29. Mentre hi ha una flor,
    mentre la tomba brilla,
    mentre es manté el record,
    la persona és viva
    encara que el cos no.
    Si l’entorn és gel
    i el sentiment de por
    girem els ulls al cel
    i notarem el seu escalfor
    encara que el cos no.

    ResponderEliminar
  30. Seras fuego que no se dentendra
    besos y amor
    je

    ResponderEliminar
  31. recuerda que el hielo también quema...

    muakismuakis

    ResponderEliminar
  32. Sí que sí Torito, si no hay más remedio que despedirse, que sea en la calidez...vamos, con mucho fuego!

    Besazo Amigo!

    ResponderEliminar
  33. comparto tu fuego y me alegro de ello. Tendremos una cálida despedida, nadie nos privará de eso o...espero que no. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  34. Me sirve mucho para algo que no tengo resuelto!
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  35. Claro!!

    :)

    (La tierra es para los vivos además; no tiene sentido ser egoísta durante la muerte).

    ResponderEliminar
  36. El Rey ha muerto!
    Viva el rey!
    Saludos

    ResponderEliminar
  37. Pues a fuego vamos.. entonces...
    besos muchos.

    ResponderEliminar
  38. El frio en este poema a mi me suena al olvido, en ese caso yo también prefiero calor.

    ResponderEliminar
  39. Eso, para esa despedida preferiré el calor del fuego también.

    Besos, Torito!

    ResponderEliminar
  40. Eres el fuego
    de tu alma de luz...

    te bendigo

    Isaac

    ResponderEliminar
  41. Aaains!! Toro pa que piensas en eso ahora????? xxxxGloria

    ResponderEliminar
  42. jaaja,despedidas ardientes para gente ardiente.Yo también lo prefiero.Eres único, replicante:))Besos***

    ResponderEliminar
  43. Me quedo con el del perfil hoy. Este es una realidad pero prefiero decidirlo dentro de 50 años más... :)

    Besos.

    ResponderEliminar
  44. Ay no mi Toro, las despedidas son muy duras, todas... tooooooooodas ! :'(

    Besitos ♥ Cuándo te veo ?

    ResponderEliminar
  45. ...de despedidas fogozas estamos hablando??? :p

    me encanta este "toro hot" y en llamas ;)

    Muacksssss ♥

    ResponderEliminar
  46. ¡¡¡QUE BONITO¡¡¡ tú vida siempre fué latido...no recordaba ese poema tuyo...UN BESO Xavi..me ha encantado.

    ResponderEliminar
  47. Lo mío también será una cálida despedida...pero seguiré viviendo todas las estaciones, con frío y calor, porque esparcirán mis cenizas por mis montañas!!!!!!!!!!

    besitos.

    ResponderEliminar
  48. Vaya, original forma de testamentar. El fuego libera y purifica.
    Besitos

    ResponderEliminar
  49. Te doy toda la razón...Pero que conste que no me gusta ni lo uno ni lo otro. No quisiera morir nunca. Un saludo.

    ResponderEliminar
  50. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  51. Latido a latido
    herida a herida
    me desangro cada día
    me abraso entre el fuego
    y el frío

    Sólo aprecio el frío
    para valorar mejor la calidez
    Besos cálidos

    ResponderEliminar
  52. Ami me gustan las despedidas, cálidas, no frias.
    Gracias, amnecí mejor, muchas gracias.

    Besos

    ResponderEliminar
  53. Lo primero: que se aseguren que mi latido cesó definitivamente; luego, que me envuelvan en un cálido abrazo; y por último que se aparten rápido: prometo soltar chispas.....
    Un abrazo y una sonrisa

    ResponderEliminar
  54. Si hacen lo que les he dicho, yo también tendré fuego.
    Salud

    ResponderEliminar
  55. Toro, qué irónico y qué bueno... sonrío.
    Pero déjate ahora de pensar en nichos, ahora que la vida puede comenzar de nuevo cualquier día, ahora que ella te ha regalado...
    ;)
    Me alegra, mucho, leerte así.
    Un abrazote.

    ResponderEliminar
  56. mientras se respete nuestra voluntad...

    ResponderEliminar
  57. Además de la cálida despedida, que alegre espectáculo el de las llamas!..estaría bien eso para despedirse.

    ResponderEliminar
  58. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  59. Si, ahí te doy toda la razón; no hay nada como una despedida caliente y nada fría. El fuego purifica hasta en ese último momento.

    Como siempre,tus letras son sábias.

    Un beso tierno y muy cálido para estos días gélidos de enero.


    ** MARÍA **

    ResponderEliminar
  60. Aunque no me gusta tocar este temita cielo... tienes razón... siempre quise ese final para mi y despues al mar....!!!
    Uy ... me da cosita!!!
    Pucha con vos y estos temas!!!
    Te lleno de luz y fuego!!!

    ResponderEliminar
  61. Amigo... ¿quien habla de despedidas? cuando sea el momento igual nos vamos en barco o en avión o nos regalan el pasaje a la eternidad. ¿Te imaginas reencontrarnos blogueando?

    Petonets... ja hi pensarem quan toqui.

    ResponderEliminar
  62. Y antes a donar los órganos, por supuesto. Eso es más cálido aún.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  63. tienes mi abrazo cálido, si lo quieres...

    ResponderEliminar
  64. Total, total.
    ¡cuanta ironía!
    ¡cuanta verdad!

    yo también querré una cálida despedida... fuego, hasta el último momento.

    bicos,

    ResponderEliminar
  65. Pues yo espero tener fuego al menos durante el tiempo que dure.

    Felices sueños.. un beso.

    ResponderEliminar
  66. Yo también pienso en irme con el fuego, nada de dejarme por ahí, tener ese pensamiento me hiela....


    Besos y abrazos






    Herida inmortal, es bellísimo, me gusto

    ResponderEliminar
  67. ¿Es hermoso partir sin decir adiós??

    Como dice esa canción..

    sin adiós no hay cálida despedida..

    ¿aunque a veces deje un vacío que hiela???

    será que el recuerdo de la calidez de la despedida nos abriga de ese frío...

    sea como sea, yo también quiero fuego...

    besos

    ResponderEliminar
  68. un abrazo tibio pues,

    y dos besos como quieras

    ResponderEliminar
  69. La despedida, sí, no me hagas acordar, la mía en la luna de miel en vacaciones fue hot. Pero... bueno, no me voy a "desnudar" aquí.

    Vendré a desatrasarme, cuando no vengo extraño tu espacio y tus letras con sentimiento.

    Te abrazo y te dejo buena vibra en este 2009!

    ResponderEliminar
  70. puede que tengas razón
    puede ser mejor una despedida lenta que vivir en suelo grio, y ni siquiera vivir, morir y quedarse ahi

    muy lindo
    saludos!


    Marita*

    ResponderEliminar
  71. Eso, despedir calorcito hasta el último momento...

    Besos (in)combustibles!

    ResponderEliminar
  72. Quizá sea lo único que podemos decidir en vida... otra cosa es lo que hagan cuando nos hayamos ido.

    Yo espero también que me dén una cálida despedida y me dejen en un sitio donde pueda estar cerca del mar. Más y mejor explicado que como lo hice este verano a toda mi familia no podría explicarlo. Pero como digo, ellos, los que queden, son los que al final decidirán si me confinan a un frío nicho o si me dan un cálido abrazo.

    Un beso enorme...

    ResponderEliminar
  73. También, a mi me gusta más el calorcito
    Ya me gustaría tener un trocito de Agosto, frente al mar.
    Un beso Toro.

    ResponderEliminar
  74. Pues sí, renovarse es bueno, hacerlo en el fuego, mejor!
    Un abrazo, amigo, que disfrutes de tí mismo y sin olvidar de serlo.

    ResponderEliminar
  75. Hola, acabo de descubrirte. Tengo también un poema con este título. El fuego es misterio, magia, calor y ese desparramar cenizas que nos libera. Comparto el hoy y el después con vos. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  76. no podria estar mas de acuerdo con usted. Calida despedida y despues a volar con el viento... saltando en forma de infimas particulas del borde de algun acantilado que mire al mar.

    ResponderEliminar
  77. Me lo estoy planteando seriamente,
    la incineración es rápida, y
    tengo terror a los espacios cerrados,
    porque
    la verdad
    ¿quién sabe lo que hay después?
    Nadie vuelve para contarlo
    jajaja
    un abrazo

    ResponderEliminar
  78. Me apunto a ese fuego.
    Aunque parezca mentira, he comenzado a odiar el invierno, tan amado antes por mi. Seran los huesos oxidados por el frío. Por eso, más frío, no.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  79. Amén, Torito :)

    Para hielo, ya tenemos el que respiramos en la vida real.

    Un beso cálido,
    Mun

    ResponderEliminar
  80. Quizas sea un buen final, es bueno estar rodeado de calor aún en las ultimas circunstancias de tu vida.
    Se que no escribo tan bien como tu pero comence hace unos dias en este mundo y llegue a ti por otro blog que voy siguiendo, bueno tu sabes.
    Besos calidos

    ResponderEliminar
  81. ¿Soy muy prosaica? ¿Acaso te refieres a que prefieres la incineración al entierro... o no van por ahí los tiros?
    Quedándome con esta idea, yo prefiero respetar mi cuerpo hasta el final, prefiero que este lugar sagrado (donde ha estado habitando mi Señor)duerma en el "dormitorio", que es lo que significa "cementerio", hasta la vuelta a la Vida, en un cuerpo glorioso.Ésta es la fe de la Iglesia.

    ResponderEliminar
  82. Pues si, la dignidad de bolsillo, es la que tienen esas personas, que se creen mejores por lo que tienen y no por lo que son, seguro que conoces algún caso.

    Un beso gracias por tu lectura

    ResponderEliminar
  83. A mi no me gustan las despedidas.

    Vengo a darte un besoooooooooo torushhhhhhhhh ush ush ush

    Petra

    ResponderEliminar
  84. Una buena analogía de vida, o de muerte, querido Torito.

    Ese fuego, que existe en tu corazón, es vida, y en ella, calientas las almas de quienes te acompañamos.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  85. Esta opción sí que es como estar a caballo entre dos nadas, eh! jajajaja
    Hielo o calor?
    Calor o hielo?
    Opción 3 donación de órganos?

    Besos Toro!

    ResponderEliminar
  86. a algunos les vendra bien helar su conciencia

    ResponderEliminar
  87. Victoria, la incineración también la permite la Iglesia. No es más que acelerar el proceso, en cenizas vamos a terminar todos: "Polvo eres y en polvo te convertirás".

    Nada impide que los restos (las cenizas) reposen luego en un camposanto. Lo que no aconseja la Iglesia es esparcirlas luego, por el tema de la resurrección de los muertos y para que puedan venerarlas nuestros descendientes, pero tampoco obliga a nada, Dios ya se encangará de reunirlas.

    Puestos a despedidas, cuanto más ardiente mejor, sobre todo sabiendo que detrás de esa despedida hay un "hasta pronto".

    Me gustan las despedidas ardientes, sí.


    Toro, no te sientas solo... me da penita :(

    Un beso con todo el cariño.

    ResponderEliminar
  88. Y también se pueden donar los órganos y luego incinerar el resto del cuerpo.

    Lo importante es que el alma inmortal sale disparada como una flecha en el mismo momento de la muerte.

    ResponderEliminar
  89. Los nichos no son màs que huecos vacìos
    Y eso nunca (digo,un hueco vacìo) es bueno
    Y menos bueno es cuando se llena con algo que deberìa merecer calor
    y fuego.
    beso fogoso

    ResponderEliminar
  90. Toroooooooooooooo!!!
    ...certero como siempre, nada como una calida despedida...
    Besos miles desde Miami...ando viajera y toca despedirme el viernes noche...

    ResponderEliminar
  91. Solo estamos en el momento del alarido.
    Solo estamos en el momento de partir.
    No es lo mismo ser SOLO, que estar en Soledad.

    Inquietante esa soledad.

    La amiga de Jacobsen.

    ResponderEliminar
  92. Ya que hay despedida, que por lo menos sea los más cálida posible.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  93. Seré ceniza próxima, seremos motas en el aire. Me alivia.
    NO digo ganas, no.

    Ay qué calor

    ResponderEliminar
  94. ... si hay que despedir y duele es muy duro màs siempre es seguro que el que se va no hace falta hace falta el que viene ...

    Besitos de chocolate venezolano y buena vibra pa`tu 2009

    ResponderEliminar
  95. Tu siempre rezumando alegria,amigo mio que hay del amor? de la alegria del cariño?.
    Te dejo un fuerte abrazo y todo mi cariño.
    Se feliz.

    ResponderEliminar
  96. El calor siempre es vida. Por eso los inviernos cuestan tanto...

    Eres todo fuego, amigo.

    Besos ciertos.

    ResponderEliminar
  97. Sinceramente, entre morirme y que me consuma mientras los organismos de gusanos me quemen, morirme y que me incineren y morirme y que me hielen, prefiero la última opción...

    ResponderEliminar
  98. en realidad una torrida despedida.

    ResponderEliminar
  99. Prefiero también el calor, hasta el último instante, hasta el último.

    Besos.

    ResponderEliminar
  100. jajajaja, que bueno!!!

    Di que si, al menos estar calentito!!!

    Un beso guapote

    ResponderEliminar
  101. Pues sí que está frío esto. Aprovecha la despedida, torito.
    Un beso.
    Izaskun

    ResponderEliminar
  102. Más que cálidas, ardientes... Probablemente lo mejor sean unas cálidas despedidas antes de "la despedida", o al menos, tener la oportunidad de hacerlas...

    ResponderEliminar
  103. Lo bello, querido amigo, siendo un excelente poeta como eres, es que el fuego esté helado.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  104. comparto su gusto por el calor, amigo toro, no hay nada como arder.

    ResponderEliminar
  105. despedida
    de flores
    dientes de león
    viajeros
    desgajados
    besos contra raíles
    olvidados
    desincrustados

    ResponderEliminar
  106. ni muy muy ni tan tan

    algo tibio tal vez???

    besos

    ResponderEliminar
  107. yo quisiera despedirme acaloradamente, a toda pasión, a todo dar, con una fiesta, sin nichos...
    besos

    ResponderEliminar
  108. Jajajajaj.

    Fuego, me encanta el fuego. Creo que esa despedida cálida la voy a disfrutar mucho (la mía claro, la tuya me apenaría...)

    ResponderEliminar