25 de febrero de 2016

MONSTRUOSIDAD

La monstruosidad
de lo cotidiano
se acerca
cada día más
a lo insoportable.

68 comentarios:

  1. Tienes mucha razón un abrao otro para mi?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Abrazo para ti, y otro que te debo de ayer.

      Besos Ambar.

      Eliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Cada día la humanidad es más monstruosa y para eso no hoy vacunas.
    Un abrazo fiera

    ResponderEliminar
  4. Lo cotidiano? y lo no cotidiano también, hoy mi día ha sido un desastre, por salir fuera de lo cptidiano.
    Hubiera preferido seguir con la rutina.
    Un gran abrazo Toro bello.
    Por pedir que no se quede puedes darme cuantos queras, hoy los necesito.
    Ambar

    ResponderEliminar
  5. Anda, anda y tira pá la celda de electroshock.

    ResponderEliminar
  6. Coincido contigo. El día a día cada vez se hace más difícil.

    ResponderEliminar
  7. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  8. Que gran verdad! solo es soportable cuando se divisa algún salvavidas de la ilusión ( que hace tiempo que no veo ninguno)

    besos

    ResponderEliminar
  9. Ainsss..y es que lo cotidiano, a veces ,se hace muy cuesta arriba.Después de dos años largos he aterrizado en tu blog,y no he podido resistirme a dejarte comentario.
    ¡¡Un besazo enorme,Toro y cuídate muchoooo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La madre del cordero .. a ver si encuentro la manera de dejarte algo en tu casa

      por dios ¡¡ esto si es un milagro

      besos Mor¡¡

      Eliminar
  10. asi ESSSSS
    asi que tomo mi caja de lapices de colores y.....coloreo
    Cariños

    ResponderEliminar
  11. Llegó el momento de planificar unas vacaciones, pues.
    Besitos

    ResponderEliminar
  12. Soy como una espía rusa venida a menos cotilleando en tu blog...:)
    Otro día me paso para dejarte otro beso.
    ¡¡¡Te cuidas mucho!!

    ResponderEliminar
  13. Imagino que te refieres a aquellas cosas, monstruosas de por sí, que viven tan instaladas en el día a día que vivimos, que por su continuidad, ya casi no nos llaman la atención y las aceptamos como lo normal. Cuando en realidad son monstruosidades insoportables. Para mí nos convierten en monstruos por aceptarlas y no revelarnos ante ellas.

    Un besazo, Toro.

    ResponderEliminar
  14. O nos ponemos las gafas de ver estrellas, o con el panorama que hay en lo cotidiano...
    Me encanta como lo dices :)

    ResponderEliminar
  15. O nos ponemos las gafas de ver estrellas, o con el panorama que hay en lo cotidiano...
    Me encanta como lo dices :)

    ResponderEliminar
  16. bueno para que no sea tan cotidiana esta noche te dejo la mitad de los maporrazos que dejaste en casa :P
    ----> esquivarlos o no ya es cosa tuya ¡

    Besos

    ResponderEliminar
  17. Deberías hacerte astronauta como Luisito.

    Besos.
    Toro, vendrán tiempo mejores.

    Ánimo.

    ResponderEliminar
    Respuestas

    1. Bueno, son días más que tiempos ... Pero ya sabes que Toro se lo toma a la tremenda :-)

      Eliminar
  18. Vengo de mi viaje en metro cotidiano y sí, eran todos y todas, como dicen los políticos, muy monstruosos y monstruosas. Pero algunas cosas cotidianas me gustan.

    ResponderEliminar
  19. Estoy aterrada, es superinsoportable para las personas supersensibles. doy fe que lo superaré como sea

    saludos toro, sigo viniendo a leerte aunque no tenga comentarios para dejarte

    ResponderEliminar

  20. Beso...
    Monstruos@, supongo...
    por lo cotidiano.

    ResponderEliminar
  21. Es verdad, pero hay que desplazarse e intentar mirara desde otra perspectiva mucha mas bella y elevada.
    Besos

    ResponderEliminar

  22. Según y cómo.
    Porque tú eres cotidiano y el hecho no resulta monstruoso.
    Cosas de normas y reglas.

    Beso

    ResponderEliminar
  23. Se avanza en tecnología y se retrocede en lo que hace a respetar al prójimo.La vida se vuelve violenta en las ciudades...
    Abrazo Toro

    ResponderEliminar
  24. Siempre puedes encontrar una excusa para romper con lo cotidiano.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  25. Porque no todos los monstruos son soportables tal vez deberíamos hacer con lo cotidiano una soportable monstruosidad.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  26. para ti
    https://www.youtube.com/watch?v=20Qi6TZ6RWk

    besos

    ResponderEliminar
  27. A mi me cuesta mucho. Este último mes ha sido tan invivible (otro palabro). Pero tu eres fuerte, especial. Tu si puedes pintar so risas. Un beso fuerte.

    ResponderEliminar
  28. Yo también a veces soy insoportable, si que me acomodo tolerante.
    PDTA
    Vi a Morgana por aquí, voy a ver a su blog como esta.
    Besosssssssssssssssssssssssssssss
    mar

    ResponderEliminar
  29. Comparto tu opinión. Es insoportable

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  30. Comparto tu opinión. Es insoportable

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  31. Habrà que nuscar el lado màs soportable Toro.

    ResponderEliminar
  32. A mí estos poemas cotidianos me encantan.
    Qué riquina es la poesía, Toro.
    Nunca te/nos deja.
    Gracias!

    Un beso.

    ResponderEliminar
  33. Pues la llamamos MONSTRUOTIDIANA y ya está.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  34. Tienes razón TORO. Cada día es la misma rutina, y lo cotidiano día a día se hace más insoportable. Hemos llegado a un punto, que la gente está cada vez más desfasada. Algunos dicen que somos muy solidarios, y yo creo que es mentira. Para solidaridad la que había antes entre las gentes, y el buen rollo y ambiente que se vivía en los pueblos, eso ya es historia. Pero es que ni ahora ya, en esos pueblos pequeños que existen todavía y muchos, tampoco es el ambiente familiar de antaño. La gente de entonces, la mayoría ni sabían leer ni escribir, pero eran mucho más inteligentes de lo que somos ahora, y había mucha más bondad y menos mala leche. Ahora mucha tecnología y mucha gaita, pero vivimos como fieras, en unas ciudades de asfalto, contaminación, y devorándonos como lobos hambrientos. Esto es la ley del más fuerte, y el que venga detrás que arree. Ocurre en la calle, y en cualquier medio de transporte, donde la gente te presentan cara de idos, y de muy pocos amigos. Y ocurre igualmente en los trabajos. Ahora todos son simples compañeros de trabajos, pero ni hay amistad, ni nada que se le parezca, todo lo contrario. No te puedes fiar de nadie, porque a la mínima oportunidad que se les presente si te pueden joder, te joden. No sé si ya lo comenté aquí o en otro blog, pero mi padre decía y ya hace años que murió; que habíamos avanzado, y nos habíamos modernizado para vivir mucho peor. El estrés de todos los putos días adonde nos conduce, es que aquel que no enferma de los nervios y cae en una depresión, le entra una enfermedad todavía peor. Joder que rollazo te he soltado.

    Abrazo Xavi.

    ResponderEliminar
  35. Suerte que tu poesía nos abre pequeñas ventanas en los días,
    en la mediocridad cotidiana.

    Besos.

    ResponderEliminar
  36. A veces abres una ventanita y te encuentras la última aportación de Toro y te reconcilias con la vida.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  37. Hola Torito Guapo. Bueno, nosotros podemos hacer que cada día sea distinto. Monstruos los ha habido y los seguirá habiendo toda la vida. Pasamos por sus lados sin tenerlos en cuenta.
    Hoy he tenido un día precioso. Me he ido con compañer@s de educación de adultos a visitar el Madrid de Luis Candelas. Un día redondo. Dos guías nos han ido explicando toda la historia.
    En tu blog no hay nada cotidiano, cada poema es distinto.
    Besosssssssssssssssssss

    ResponderEliminar
  38. Pues espera que llegue a término...
    aún le queda medio camino por delante.


    bss

    ResponderEliminar
  39. jolínn Toro, has dado en el clavo, pareciera que me conoces. Que no veas la semanita que estoy llevando.

    Pero sabes qué te de digo? que un día pare otro diferente.... en esa ilusión estoy.

    un besico

    ResponderEliminar
  40. Lo malo es que cuando esa monstruosidad de lo cotidiano se rompe no es porque te ha tocado la lotería sino por lo contrario.

    ResponderEliminar
  41. Quizás, como dice Tracy, no estemos poniendo en valor lo suficiente el tener la monstruosidad de lo cotidiano, que no es más que lo malo conocido...
    Besos, Toro.

    ResponderEliminar
  42. Buenas noches, Xavi TORO SALVAJE:
    Comentario N.º 55

    La vida no es fácil, y cada persona es un mundo. A veces cuesta conformarnos. Que cada cual tenga -buenamente- lo que le haga feliz.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  43. Por eso hay que rescatar los momentos felices y atesorarlos en nuestro cofre corazón.
    Besos Dulcetorito


    Señor, salva este momento.
    Nada tiene de prodigio o milagro
    como no sea una sospecha
    de inmortalidad, un aliento
    de salvación. Se parece
    a tantos otros momentos...
    Pero está aquí entre nosotros
    y crece como una luz amarilla
    de sol y de encendidos limones
    - y sabe a mar, a manos amadas,
    huele a una calle de París
    donde fuimos felices. Sálvalo
    en la memoria o rescátalo
    para la luz que declina
    sobre esta página,
    aunque apenas la toque.


    David Huerta

    ResponderEliminar
  44. ....y si le damos la vuelta como a un calcetín para hacerla distinta.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  45. O lo insoportable de lo cotidiano se convierte en nuestro monstruo.

    ResponderEliminar
  46. Así es, la rutina hace monstruos.

    Besos!

    ResponderEliminar
  47. Cierto, se vuelve insoportable... :(
    Salud

    ResponderEliminar
  48. Habrá quienes se harten y manden todo a la mierda y les llamen locos, y habrá quienes sigan con la cabeza baja mordiéndose el hígado.

    Bss

    ResponderEliminar
  49. Está en uno cambiarlo.....tic tac tic tac tic tac

    =))))

    ResponderEliminar
  50. Los monstruos con una bola de hierro encadenada a sus pies no saben escribir poemas.


    Beso

    ResponderEliminar
  51. Y sin embargo, terminamos siendo amigos de esa monstruosidad.

    Más besos.

    ResponderEliminar